La oposición insistirá en pedir un aumento de la Pensión Garantizada Universal (PGU) por vía Ley de Presupuesto. Además, pensiones de gracia para víctimas de violencia y hasta el Plan Buen Vivir en La Araucanía podrían acentuar las diferencias entre La Moneda y el Congreso.

La oposición insistirá en pedir un aumento de la Pensión Garantizada Universal (PGU) por  vía ley de Presupuesto. Además, pensiones de gracia para víctimas de violencia y hasta el Plan Buen Vivir en La Araucanía podrían acentuar las diferencias entre La Moneda y el Congreso. El diputado por La Araucanía, Henry Leal (UDI), aseveró que presentaron una indicación para aumentar la PGU a 250 mil pesos. “El Gobierno tiene que aportar recursos nuevos. Por eso decimos aumento de la PGU ahora, subamos las pensiones en esta Ley de Presupuesto (…) Le decimos al Ministro Marcel que tenemos toda la voluntad de subir las pensiones.

De usted depende patrocinar esta iniciativa”, arguyó Leal. Para el diputado Luis Cuello (PC), esta indicación ingresada por la oposición se trata de “una nueva maniobra para empantanar la discusión, con el afán de cuidarles las espaldas a las AFP que están viendo cómo se les acaba su negocio”. El ministro de Hacienda, Mario Marcel, explicó que no todo lo comprometido irá en este presupuesto y cerró la puerta a las solicitudes de la oposición para que se aumente a 250 mil pesos la PGU dentro de la Ley de Presupuesto. Lo que sí está comprometido, es que llegará una ley corta para corregir los problemas de acceso de la PGU y un programa ‘PGU en tu barrio’ para facilitar la tramitación. El documento de 9 puntos compromete, entre otras cosas, la compra de entre 2022 y 2024 de casi 3 mil vehículos para carabineros, para reducir el déficit de operaciones del 54% al 16%. También se destinaron dineros para el mismo fin en instituciones como la PDI y Aduanas. En Salud, se eleva el per cápita de la Atención Primaria a 10 mil pesos por paciente. En Educación, en tanto, permitir el uso de los excedentes del Fondo Solidario de Educación, de casi 20 mil millones de pesos, sin reducir el aporte del Estado a Liceos Bicentenario.